Ciudad de México.- La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) aseguró que el aeropuerto de Santa Lucía, que llevará por nombre “General Felipe Ángeles”, será una de las primeras terminales aéreas post coronavirus, por lo que se tiene la responsabilidad de adecuarlo a las nuevas especificaciones previstas tras la pandemia del covid-19, la cual modificará las dinámicas de las bases aéreas.

“Tenemos la oportunidad y la responsabilidad de estar construyendo un gran aeropuerto, de gran tamaño, que será uno de los primeros aeropuertos post covid. (…) Todavía no sale la normatividad, pero seguramente los nuevos aeropuertos tendrán otra dinámica distinta de atención al pasajero”, destacó el general Gustavo Ricardo Vallejo, encargado de la construcción de la terminal aérea.

Esto, dijo durante la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador, el gobierno lo debe considerar y estudiar desde estos momentos, para poder construir y terminar el aeropuerto de Santa Lucía de acuerdo a dichas especificaciones.

Al dar un reporte general de la obra, informó que el aeropuerto General Felipe Ángeles lleva un avance físico del 18.1 por ciento y las obras transcurren “conforme a lo programado y sin incidentes”. Hasta el momento se han ejercido casi 5 mil millones de pesos para mano de obra, adquisición de material, renta de maquinaria, gastos administrativos, seguridad, higiene y diversos rubros.

La construcción del nuevo aeropuerto ha generado 23 mil 425 nuevos empleos, de los que 17 mil 356 se encuentran activos y a los que se les paga con “puro billete nuevo” como medida de contención ante la contingencia sanitaria por el coronavirus SARS-CoV-2. Van 214 días de construcción y se calculan 672 más para terminar los trabajos.

Vallejo explicó que se han generado 23 mil 425 empleos en la obra, de los cuáles se encuentran activos actualmente 17 mil 356, lo que significa una nómina de mil 145 millones de pesos y pagos al seguro social de 96 millones y de Impuesto Sobre la Renta (ISR) de 152 millones.

Respecto al calendario financiero para la adquisición de predios, se han erogado 3 mil 112 millones de pesos, lo que significa un 90 por ciento de avance que se traducen en más de mil 277 hectáreas adquiridas que servirán para la seguridad y operación del nuevo aeropuerto.

En tanto, están en curso los trabajos de construcción de la pista central, calles de rodaje y plataformas, excavación en pista norte y la instalación de redes y drenaje pluvial, la construcción de la terminal de pasajeros y la torre de control.

Según Vallejo, antes de que concluya este año, las familias de militares que viven en la base aérea de Santa Lucía tienen que ser reubicadas a su nuevo sitio donde contarán con todos los servicios.

“Cuando las familias se pasen a su nuevo lugar, dispongan de todos los servicios adicionales como es el Hospital Militar de Zona, el Centro Comercial Sedena, el Campus educativo de las escuelas públicas del gobierno del estado que están dentro del complejo y la Escuela Militar de Materiales de Guerra y la Escuela Militar de Tropas Especialistas de Fuerza Aérea”, agregó.

Milenio Digital

También te puede interesar:

Son 324 municipios de la «esperanza» los que podrán reanudar actividades el 18 de mayo