La noticia la recibimos con estupefacción esta mañana de viernes: por la madrugada, en España, había fallecido el empresario Nicanor Moreira Ruiz, un hombre cabal, recto, entregado a la ciudad que le dio a su familia la oportunidad de levantar negocios exitosos y a la que siempre buscó apoyar con proyectos de mejora de su infraestructura urbana, impulso del empleo productivo y respaldo a las mujeres emprendedoras de las colonias marginadas. Murió lejos de la ciudad que amó y a la que quiso apoyar mediante un proyecto político colectivo que buscaba hacerlo llegar a la Presidencia Municipal de Xalapa. En ese intento pudo percatarse de la maldad de nuestros políticos, en particular, del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, quien lo hizo competir por la candidatura de la alianza PAN-PRD, para después imponer a Ana Miriam Ferráez Centeno, del Grupo Avanradio, quien hoy busca la diputación local por Morena. Nicanor hubiera sido un alcalde ejemplar. Hoy que vemos los avatares del alcalde morenista Hipólito Rodríguez, muchos de quienes votaron impensadamente por él y lo hicieron ganar, deben estar arrepentidos de llevarlo al Palacio Municipal de Xalapa. Nicanor Moreira hubiera jugado un mejor papel. Descanse en paz.

Te puede interesar:
Sin respuesta para 16 desaparecidos; exigen intervención de Cuitláhuac

Familiares de 16 personas desaparecidas en Ixtaczoquitlán, marcharon desde la entrada a la localidad a la Presidencia Municipal, que encabeza Read more

El fin de la alianza PAN-PRD en Veracruz

Joaquín Guzmán Avilés, virtual dirigente estatal del Partido Acción Nacional en Veracruz, tiene muy claro el tema de las alianzas Read more