Hace una semana, la cantante estadounidense Madonna cantaba por la paz en París tras los atentados del pasado 13 de noviembre, pero al parecer muy pronto se le olvidó pues ayer durante el show de su gira Rebel Heart en la ciudad de Manchester, Inglaterra, insultó a sus fans.

Cuando por fin salió al escenario, Madona expresó:

«Siento la espera. Por cierto, para todos ustedes cabrones que están protestando, cierren la maldita boca. No estoy ahí detrás comiendo chocolate, pintándome las uñas o poniéndome extensiones», dijo Madonna.

El concierto de la Reina del Pop inició con 50 minutos de retraso por cuestiones de producción. Sin embargo, la espera desató una ola de abucheos y críticas por parte de los asistentes al concierto.Ante un público sorprendido por las expresiones de ofensa, Madonna continúo:

«El video se estropeó y no podíamos salir. No teníamos video y debíamos esperar hasta que pudiéramos reiniciarlo. No soy una diva, si ustedes son unos divos cabrones y quieren seguir protestando por ello, no vengan a mi concierto».