En la elección a Gobernador de Veracruz los votos nulos de la población pudieron ser decisivos si se hubieran emitido por uno u otro candidato pues representaron el 2.8 por ciento de la votación, según los datos actualizados del Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP).

Hasta las 8 de la mañana de este lunes, 53 mil 752 veracruzanos eligieron anular su voto o no fueron acertados a la hora de emitir su sufragio, y que de haberse decantado por alguno de los candidatos a Gobernador de las alianzas o de Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), hubieran sido decisivos para elegir al próximo Gobernador.

Y es que hasta la mañana de este lunes, la diferencia entre el candidato de la alianza “Para rescatar Veracruz”, Miguel Ángel Yunes Linares, y el de “Para mejorar Veracruz”, Héctor Yunes Landa, era de 79 mil 40, apenas 25 mil votos por debajo de la cantidad de sufragios que no fueron contabilizados para uno u otro candidato.

Esta también cifra representa mucho más de lo que pudieron hacer en esta contienda -por separado- partidos como Movimiento Ciudadano (MC), del Trabajo (PT), Encuentro Social (PES) y hasta el independiente Juan Bueno Torio.

Por ejemplo, en el caso de MC, los votos nulos representan más del doble de la votación del partido lograda hasta este corte del PREP, ya que sus votos sumaron 23 mil 743; lo mismo ocurre en el caso del PES, cuyo candidato “Alejandro Vázquez Cuevas” obtuvo menos de la mitad de lo que representan los votos nulos, con 23 mil 361.

También hubieran ayudado al PT, que con todo y su campaña de señalar a los punteros, su candidata Alba Leonila Méndez Herrera logró 27 mil 792 votos, un poco más de la mitad de  lo que significan los votos nulos.

Lo mismo en el caso del ex panista y candidato independiente Juan Bueno Torio, a quien le hubieran venido bien alguno de los votos que se invalidaron ya que logró 42 mil 131 votos.

 

 

 

 

Avc