Si la Secretaría de Gobierno no destina recursos para implementar las medidas de seguridad de la Alerta de Violencia de Género (AVG),  todo quedará en buenas intenciones sin resultados para disminuir la violencia feminicida en Veracruz, advirtió la investigadora Rosio Cordova.

La también integrante del grupo de trabajo que realizó las recomendaciones de la AVG, señaló que las medidas de seguridad implementadas necesitan de recursos y de voluntad política para que realmente funcionen.

Advirtió que es necesario que en el presupuesto 2017, que será votado en el Congreso Local el próximo 15 de diciembre, se incluya este presupuesto y se involucren también a los alcaldes de los 11 ayuntamientos donde se decretó esta alerta emergente.

“ Todo se puede quedar en buenas intenciones si no hay dinero, si no se destinan montos específicos para atender la violencia de genero en los 11 municipios incluidos, por eso se necesita el concurso de los ayuntamiento, el estado y el gobierno federal, para diseñar medidas conjuntas”, consideró.

Cuestionada sobre las medidas de seguridad implementadas en la AVG y que incluyen botones de alerta, líneas de emergencia y rondines policiacos, señaló que hay aspectos de la alerta que “ no se lograrán con un simple botoncito disminuir los índices de violencia, se necesita generar campañas de concientización en medios masivos para difundir las medidas y que se sepa que habrá castigo para los agresores”.

La académica integrante del grupo de trabajo que realizó las 15 recomendaciones de la Alerta de Violencia de Género  (AVG), también criticó que la Secretaría de Gobierno ha sido excluyente en reuniones clave como el reforzamiento de las medidas de seguridad de la AVG, donde no fueron invitadas las organizaciones convocantes, ni las consejeras del Instituto Veracruzano de la Mujer.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Flavia Morales