Emiratos Árabes Unidos quiere construir una montaña artificial para alterar el clima y propiciar lluvias, proyecto que corre a cargo de investigadores de la Corporación Universitaria para la Investigación Atmosférica, en EE.UU.

Los científicos están calculando los efectos climáticos que tendría la montaña, dependiendo de su altura, de la forma de sus pendientes y de su ubicación, explicó Roelof Bruintjes, que encabeza las investigaciones, al portal de información de Abu Dabi. La primera etapa del proyecto concluirá en verano.

En teoría, una montaña hace que se levanten corrientes de aire creando a su alrededor nubes en las que luego se podrían dispersar sustancias químicas, un método comúnmente aplicado en este país para controlar las precipitaciones.

Los investigadores ya han recibido 400 mil dólares para sacar adelante el proyecto. Sin embargo, el coste total de la construcción de una montaña semejante podría encarecerse demasiado, incluso para un país como EAU, conocido por sus ambiciosos proyectos.

Con información de RT Actualidad.