Nokia y Huawei fueron los elegidos por Altán Redes como proveedores tecnológicos para el despliegue de Red Compartida en México, informó el consorcio este jueves.

En tanto, Nokia agregó que el proyecto generará una inversión total de más de 7,000 millones de dólares durante nueve años, de acuerdo con Reuters.

Ambas firmas proporcionarán tecnología 4G-LTE de última generación a la población del país, aseguró Altán.

El acuerdo establece la implantación de tecnología Huawei en las zonas central y meridional de México, mientras que Nokia desplegará su tecnología en el norte del país.

Nokia también será la responsable de la construcción del Centro de Operaciones de Red (NOC) y del Centro de Seguridad de Red (SOC).

“Ha sido un proceso de selección muy exigente (…) La calidad de la tecnología, la experiencia, la capacidad de despliegue y la robustez financiera son aspectos que hemos tenido muy en cuenta”, indicó el consejero delegado de Altán, Joaquín Coronado, en un comunicado.

La red empezará a dar servicio a más tardar el 31 de marzo de 2018 con una cobertura poblacional inicial de al menos 30%, de acuerdo con estimados de Altán.

“Con Huawei y Nokia como socios tecnológicos, estoy seguro de que la Red Compartida contará con un servicio de calidad y alcances inigualables. Confiamos en nuestros socios Huawei y Nokia para que México cuente pronto con la mejor red de banda ancha móvil del mundo en tecnología 4G-LTE”, agregó

Altán realizó la firma del contrato de Red Compartida en enero de este año. La cobertura que propuso Altán es de 92.2% de la población mexicana; es decir, aproximadamente 110 millones de personas.