Falleció Teodoro Cano… Y ni homenaje ni nada

+ Desestiman pruebas de la FGE en caso Tamayo.
+ Pifia de la SSP: no eran secuestradores.
+ Líder de los Caguamos faltó a audiencia.

Hay gente limpia, buena, mi Presidente… pero eso no quita lo pendejo.
–Chopenjawer

A lo mejor era por la sencillez que sólo tienen monstruos como Sergio Pitol y Teodoro Cano, y que mostraban cuando caminaban por las calles de Xalapa como cualquier mortal más en la capital de Veracruz, que no necesitan que se les reconozca su magnanimidad.

En verdad que era un privilegio verlos a ambos en el centro de Xalapa simplemente caminando (en el caso de Pitol) o sentado en una banca del Parque Juárez para contemplar la vida (en el caso de Teodoro).

Dos ilustres: un escritor Premio Cervantes y autor de libros que son materia de estudio obligada para la literatura en español; el otro un artista plástico referente de la cultura totonaca en el mundo, quien hizo de Papantla una ciudad galería con sus obras escultóricas, así como en diversos edificios donde dejó muestra de su obra.

Curiosamente ambos vivían por el mismo rumbo, en la capital veracruzana. Ambos fallecieron en tiempos donde la Cuarta Transformación llegó al poder, lo que haría pensar que tendrían sendos homenajes a la altura de estos personajes… pero no. Especialmente en el caso de Pitol, que siempre fue uno de los simpatizantes y promotores del voto de Andrés Manuel López Obrador

Quien sabe qué pasó, pero al parecer en el Palacio de Gobierno están más enfrascados en peleas estériles, en romperse el vestido con el Winckler o en lamerle los testículos a López Obrador, que se les olvida recordar a ilustres veracruzanos o ni siquiera tienen la idea de convocar a eventos solemnes para recordar a personajes históricos de la talla de Pitol o Don Teodoro.

Por ejemplo, este 12 de abril fue el aniversario luctuoso del escritor poblano, pero veracruzano por adopción, pero nadie se acordó… Y eso que la izquierda siempre mamaseó con que eran algo así como la autoridad moral en las cuestiones culturales.

Pues no fue así: artistas de cine como Diego Luna o Gael García Bernal incluso se han quejado del recorte que ha habido a la cultura. Ya ni se diga de las ridiculeces de la primera dama lanzando discos de música, lo que recuerdan a regímenes de personajes mentalmente no aptos como el ex presidente de Ecuador, Abdalá Bucaram.

Una lástima, porque precisamente la cultura es la que puede ayudar a recomponer el tejido social tan roto y contaminado por el narco y el reguetón.

Y Veracruz es más que eso, afortunadamente. El cartel artístico de la reciente Cumbre Tajín, por ejemplo, dio muestras de que existen grupos musicales que merecen la mayor promoción como Mono Blanco, Los Sonex, Los Aguas-Aguas o Los Cojolites.

Por ejemplo, el único reconocimiento público en el Teatro del Estado fue a la crotalista Sonia Amelio, que más bien parece ser de los artistas preferidos de la familia García Jiménez, pero lejos, muy lejos, de la popularidad entre los veracruzanos y de un arte que sí dejó huella en la entidad.

Cabe mencionar también que un artista plástico abandonado a su suerte es Francisco Galí, autor de los populares graffitis de jarochos que todavía se aprecian en muchas partes del puerto de Veracruz. Una doble moral de la Cuarta Transformación.

Mientras, al maestro Teodoro Cano ni siquiera le han anunciado un magno evento para agradecerle por su obra y hacerle honor a su memoria.

Por cierto, este martes hubo homenajes a otros veracruzanos históricos: el ex secretario de Educación y ex alcalde de Xalapa, Guillermo Zúñiga, y el ex gobernador Agustín Acosta Lagunes, uno de los mejores que ha tenido Veracruz… Pero ni un pedito les dedicaron desde el Gobierno de Veracruz.

No se extrañe que más adelante fallezcan ilustres veracruzanos (nativos o adoptados) a los cuales no se les reconozca su legado. Como van las cosas en este gobierno tan indolente, con un gobernador que ni siquiera su gente cercana le hizo segunda al reconocimiento público (y ridículo) que le hizo López Obrador, algunos, los pocos veracruzanos distinguidos, están condenados al olvido.

Culeyes.

NOTA PARA PEGAR EN EL REFRI: A la Fiscalía General del Estado (FGE) se le anularon pruebas en el caso del hijo del periodista Pedro Tamayo, quien está acusado –con otros– de secuestro y muerte de un médico de Tierra Blanca. La audiencia fue este lunes allá en Cosamaloapan, desde donde trasciende que a la familia se le desconocieron las pruebas presentadas y aún así el juez Jorge Luis Mapel Martínez va a dar sentencia sólo con las declaraciones de FGE; algo raro también pasó porque en el juicio pidió que no estuviera presente la prensa ni tampoco familiares de los acusados… ¿Pues qué esconde el juez?

OTRA NOTA: Vaya pifia de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), pues mientras anunciaron el pasado viernes con bombo y platillo la detención de dos presuntos secuestradores y el rescate de diez personas supuestamente privadas de su libertad en Minatitlán, este martes quedaron en libertad los que finalmente sólo eran choferes de turismo. Tras no haber elementos para proceder en su contra, un juez dejó a los conductores en libertad… ¡Ah pazguatos! ¡Ah pero quién viera al secre “La Paloma” posando para la foto del Feis!

LA ÚLTIMA SEGÚN PORQUE UNA SENADORA MUY CHAIRA, LOS MEDIOS MAGNIFICAMOS: Que este lunes martes había audiencia para el ex dirigente estatal de la CROC, Francisco Morales, acusado de violencia intrafamiliar, pero el señor no se presentó según porque en la Fiscalía General del Estado no pudieron localizar al señor y pues tienen que notificarle en persona. Como es sabido, Francisco Morales desapareció del radar desde aquella balacera donde murieron al menos 3 taxistas de la organización “Los Caguamos”, allá por el rumbo de Plaza Krystal. Según testigos, lo vieron salir de su casa y recibió reclamos por parte de los ruleteros que lo vieron huir y dejarlos solos con el conflicto.

@pablojair

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.