Poza Rica, Ver.- A casi un mes de haberse registrado daños estructurales tras el sismo del 19 de septiembre en la escuela  primaria “Maximino Peréz Jiménez”, en la colonia Progreso, no se ha recibido el apoyo para los más de 80 estudiantes que toman clases en el patio del plantel, pues sus aulas representan un peligro.

La directora de la institución, Yadira Noemi Santiago Alejo comentó que ya se realizó una inspección por parte de personal que envió el Instituto de Espacios Educativos, sin embargo no han recibido ningún informe sobre el procedimiento a seguir.

Mencionó que les indicaron que el edificio en donde se detectaron daños representa un riesgo para los estudiantes y personal, por lo que incluso se dictaminó que se deberá demoler para posteriormente ser reconstruido.

Sin embargo existe el temor de que el plantel no reciba el apoyo que requieren para que se puedan construir las aulas necesarias para los estudiantes que actualmente toman sus clases en el patio de la institución, bajo lonas que entre padres de familia y personal colocan.

Luego del sismo del 19 de septiembre en el plantel se detectaron agrietamiento en aulas, dirección, cocina y escaleras principales de un edificio que actualmente está en desuso ante el temor de que pueda colapsar.

Además de este plantel otras 19 instituciones educativas reportaron daños tras el sismo, en algunas se realizaron trabajos de reparación, pues los daños fueron mínimos, pero otros como la escuela Maximino Pérez Jimenez” la situación es distinta y se requiere de un proyecto de rehabilitación.

Misael Olmedo/Avc