Coatzacoalcos, Ver.- La deuda del Gobierno del Estado con la Universidad Veracruzana (UV) es parte de una estrategia para desmantelar la educación pública en el nivel superior, afirmó el líder del movimiento estudiantil de 1968, Félix Hernández Gamundi.

En entrevista, destacó que el caso de la UV se suma al de Ayotzinapa y la desaparición de las escuelas normales junto con sus maestros, cuyo objetivo es “desmantelar la oportunidad de los jóvenes de las nuevas generaciones para acceder a la educación pública”.

“La intención es ir desmantelando la educación pública y gratuita para que se vaya fortaleciendo la privada de paga y entonces ir dejando fuera de la oportunidad de educación a la gente que no tenga dinero, es muy grave”, expresó.

Hernández Gamundi explicó que esta situación se ha presentado a nivel nacional durante los últimos años, pero en Veracruz la calificó como muy grave debido al desempeño del gobernador Javier Duarte de Ochoa.

“De lo que se trata es que los jóvenes no se formen, no se informen, no estudien, porque la información y el estudio los hace críticos, por eso es grave lo de la Universidad Veracruzana”, anotó.

El líder del movimiento estudiantil de 1968 hizo un llamado a los jóvenes a continuar con las movilizaciones para defender instituciones como la UV.

Subrayó que se han logrado avances con las marchas y resaltó que “hay condiciones para que los jóvenes den un paso adelante y sean capaces de vencer iniciativas retrógradas”.

Félix Hernández no descartó que el movimiento en defensa de la UV crezca y provoque una revuelta social para rescatar la educación pública superior en el estado de Veracruz.

 

 

 

 

Armando Ramos/AVCNoticias