Oteapan, Ver.- Tras varias horas, los policías estatales retenidos por pobladores de Oteapan fueron rescatados por antimotines; sin embargo, uno de los oficiales que estuvo a punto de ser linchado fue golpeado por la gente.

Además, fueron volteados tres vehículos presuntamente del alcalde, síndico y regidor, los cuales terminaron con los parabrisas destruidos.

La reacción de un grupo de personas obedeció a que los uniformados iban a ser trasladados a la Fiscalía en Cosoleacaque, pero de un momento a otro la protesta se salió de control.

El conflicto inició porque alrededor de las 13:00 horas una patrulla arrolló a un mototortillero de escasos 17 años. Trascendió que el menor de edad no tenía licencia, no portaba casco y rebasó de manera inadecuada.

A través de las redes sociales fueron convocados los habitantes, pues se pedía que el conductor del vehículo oficial quedará tras las rejas y respondiera por daños así como gastos médicos.

Después de algunas horas llegaron más policías debido a que sus compañeros habían sido retenidos e incluso, accionaron sus armas para alejar a la gente.

Las autoridades municipales trataron de mediar el conflicto, pero en respuesta la gente volteó y vandalizó tres unidades del alcalde, el síndico y regidor.

Finalmente, arribó un convoy con elementos de la Marina y granaderos de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) que se llevaron a los policías estatales, uno de ellos con lesiones.

A finales del 2017, los pobladores de Oteapan también trataron de linchar a tres agentes de tránsito por atropellar un menor de edad.

También te puede interesar:

Encuentran cadáver flotando en el río Bobos, podría ser ex regidor