Una mujer vestida con blusa amarilla y pantalón de mezclilla llegó apresurada al Museo Interactivo de Xalapa (MIX), a buscar al director, Rubén Viveros Álvarez, para que le diera información del carro Ford 1947, color amarillo que su esposo Cedrik Ivan Escalante Sauri, donó en los años 90’s y que posiblemente será rematado por el Sistema de Administración Tributaria (SAT).

Después de hablar con el director del MIX, la mujer salió y accedió hablar con AVC sobre su visita al edificio localizado en la avenida Murillo Vidal y de inmediato se acercaron los empleados de este museo.

La señora se identificó con el nombre de Luz María y su presencia en el lugar, es porque un familiar le informó que entre los cuatro vehículos embargados por el SAT, iba el carro amarillo que donó su esposo, el ingeniero Cedrik Escalante.

“De aquí sé que se lo llevaron. Mi yerno me habló y me dijo, lo van a rematar. Vaya a ver qué es lo que pasó”, expuso la señora con edad aproximada a los 55 años.

Desconcertada y molesta, porque ninguna autoridad ofrece información sobre el carro amarillo que “con tanto cariño” donó su esposo para que los niños supieran de la invención e historia de los vehículos, Luz María salió del edificio del MIX dispuesta a retirarse.

“Mire, ahora me dicen que no saben nada. No es posible, por Dios, ahora ya estoy como estas personas (y volteó a mirar a los empleados). No saben nada aquí” explicó.

Cuando Luz María hablaba con esta reportera, los empleados del MIX se acercaron y con cara triste se unieron al sentir de Luz María.

“Mi esposo donó el carro. Créame tiene mucho tiempo, cuando estaba el licenciado Barradas. Era el director del Museo, es un Ford 1947. Tengo que movilizarme para que no salga al remate, porque sino paga el Museo, el carro sale a remate” informó.

Los empleados recordaron el momento en qué llegó el ingeniero Cedrik Escalante a donar el carro amarillo y le dijeron a Luz María que en ese tiempo el director del Museo de Ciencia y Tecnología, era Ignacio Barradas.

Luz María llevaba entre sus manos un folder con documentos que constatan la donación del carro que su esposo compró y reparó para después donarlo al entonces Museo de Ciencia y Tecnología hoy llamado MIX.

“No sé cuánto cuesta ahora. Sólo sé que mi esposo lo compró, le echó ganas, le echó dinero para tener el carro. Lo dona y ahora ya no sé. Me pasa como ellos, (Los empleados del MIX) viene el SAT y se lleva todo, no le importa nada” indicó.

Refirió que su esposo es originario de Yucatán, estudio ingeniería civil y llegó a vivir a Xalapa, aquí trabajó, formaron una familia y después falleció.

“Por supuesto que tiene un valor sentimental para mi familia, era de mi esposo. Me tengo que movilizar y buscar quién me asesore. Ni hablar. Voy a ver que puedo hacer, quiero recuperar el carro, capacidad monetaria no hay en ningún lado. Tengo que buscar quién me asesore, sólo me dijeron que se lo llevo la grúa y no saben más” señaló.

Antes de marcharse, Luz María se despidió de los empleados del MIX y les expuso que lamentaba su circunstancia laboral, debido a que el SAT embargó los automóviles del MIX.

“Les deseo suerte y luchen porque esta difícil su situación”, finalizó y se retiró.

Según información de la red, Cedrik Escalante ocupó el cargo de director de la secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) en diferentes estados de la República Mexicana, entre estos, Chiapas y Veracruz.

Verónica Huerta/Avc