Veracruz, Ver.- El presidente de la Canaco Veracruz, Jesús Muñoz de Cote Sampiery, consideró que resultará complicado contar con armas en los comercios para repeler a la delincuencia en legítima defensa como lo aprobó el Congreso local en sesión esta semana.

El líder empresarial aseguró que los dueños de los comercios quisieran contar con armas para evitar que su patrimonio resultase afectado por la operación de la delincuencia, sin embargo, reconoció que resultaría más riesgoso pues serían los empleados los que manejaran el arma. Incluso, el entrevistado dijo que se correría el riesgo de que el arma se extraviara dentro del negocio.

“En negocios es más delicado, muchas veces ya no sería el propietario del negocio el que tendría un arma sino que sería un empleado, ya se podría prestar a que fueran más armas, a que se perdieran en un momento dado por decirlo (…), yo creo que el propietario del negocio quisiera defenderse de la misma manera pero todavía lo vería más riesgoso a que si fuera un arma dentro del domicilio”, puntualizó.

Opinó que los dueños de los comercios deberán analizar la conveniencia o no de contar con armas en los establecimientos. Muñoz de Cote Sampiery reconoció que existen socios de la Canaco Veracruz que desearían contar con armas en sus establecimientos para evitar pérdidas en su patrimonio.

“Ante la situación que se ha vivido hay algunos que sí quisieran poder portar el arma pero como decía, si fuera el dueño de un negocio debería tener bien identificado quién tendría el arma pero cuando tienes varias sucursales, varios empleados, cuando ya no estás al frente del negocio es ahí donde yo analizaría las ventajas y las desventajas de poner a disposición el arma”, agregó.

Por último, respaldó que el Congreso del Estado haya aprobado la legítima defensa para contar con un arma en los hogares, pues evitará que se cometan robos en casas-habitación.

José Juan García/Avc