Javier Duarte, gobernador con licencia de Veracruz, celebró con lujo los festejos de La Candelaria en Tlacotalpan, en 2011, donde estrenó una lancha que compró por un valor de 9.9 millones de pesos a la cotización de ese año.

A la Procuraduría General de la República (PGR) se reveló que la operación se llevó a cabo a través de uno de sus prestanombres, en Estados Unidos y se trata de una lancha italiana Aquariva Super de 790 mil dólares.

Reforma publica que reportes del Gobierno federal indican que el abogado Alfonso Ortega dijo al Ministerio Público que Duarte de Ochoa quería una embarcación «digna de su investidura».

Ortega se presentó en la PGR a quien admitió ser uno de los prestanombres del hoy prófugo en operaciones de adquisición de bienes, entre ellos la embarcación.

El testaferro precisó que para la compra se constituyó en EU la sociedad Alpargata Marine Venture Score.

En la realización del pago estuvo el abogado José Juan Janeiro, quien de acuerdo con Ortega, Duarte le dijo que era el responsable de manejar «sus recursos».

Hoy, Janeiro se le ubica como uno de los más importantes operadores de Duarte.

En esta imagen de Reforma, la polémica lancha de Duarte.

Con información de SDP Noticias