Pánuco, Ver.- El secretario de Desarrollo Social, José Antonio Meade Kuribreña, reconoció que el rezago educativo representa uno de los pendientes por erradicar en el país.

Durante la gira de trabajo que realizó por este municipio, el funcionario federal refirió que existen integrantes de familias que truncaron sus sueños de terminar la educación básica por obligación.

José Antonio Meade Kuribreña señaló que las autoridades educativas enfrentan dificultades para abatir el rezago educativo en el país.

“Uno de los rezagos más importantes que tiene el país es justamente el rezago educativo, hay muchas familias que vieron por obligación interrumpidos sus sueños; hay muchos temas en donde hemos adelantado, pero en el rezago educativo nos ha costado trabajo”, puntualizó.

Incluso, aseguró que el Gobierno Federal trabaja para que los niños y las niñas concluyan la primaria o la secundaria con la finalidad de que los estudios les abran nuevas oportunidades.

El titular de la Sedesol detalló que se requiere una Secretaría de Educación Pública flexible y creativa y hombres y mujeres que deseen regresar a las aulas para abatir el rezago educativo.

Cabe mencionar que el secretario de Desarrollo Social entregó certificados a mujeres que habitan en municipios del norte de la entidad veracruzana, las cuales concluyeron sus estudios de primaria.

El funcionario exhortó a las mujeres a continuar sus estudios de secundaria y de bachillerato con la finalidad de que cuenten con mejores oportunidades en la vida.

Además, resaltó que se entregarán 47 mil certificados a mujeres y hombres que concluyeron sus estudios de educación primaria y secundaria en la entidad veracruzana.

Refirió que 30 mil de los 47 mil veracruzanos certificados forman parte de un programa social.

Por último, confirmó la incorporación de 468 mil estudiantes veracruzanos al Instituto Mexicano del Seguro Social, a donde podrán acudir en el caso de que requieran atención médica.

 

 

 

 

 

Avc