Ida Soto Rodríguez, quien desde hace 25 años es académica en la Facultad de Bioanálisis de la Universidad Veracruzana (UV), región Veracruz, manifestó que ante la situación financiera que enfrenta actualmente la institución, los docentes no deben permitir que los alumnos pierdan la esperanza de superarse.

La ganadora del Premio al Decano 2016, por su fructífera trayectoria como profesora e investigadora, lamentó que esta casa de estudios atraviese por tal problemática, lo cual refleja el interés que tienen las autoridades estatales de aniquilar la educación pública superior, así como la esperanza y motivación de los estudiantes.

“Nosotros debemos dar esa batalla, incitando a los jóvenes y educándolos cada vez mejor para que realmente vivan en una democracia, pues finalmente eso nos lleva a tener una libertad de pensamiento y de acción.”

La docente de la Facultad de Bioanálisis, región Veracruz, recibió el Premio al Decano 2016.
La docente de la Facultad de Bioanálisis, región Veracruz, recibió el Premio al Decano 2016.

Respecto a esta condecoración que le fue entregada por la rectora de la UV, Sara Ladrón de Guevara, el lunes 16 de mayo, Soto Rodríguez expresó que es un reconocimiento que no esperaba, pero “es el resultado de un esmero, de no claudicar, de enseñar a muchas generaciones, es el logro del trabajo académico. Todos somos UV y vamos a dar mucho más por esta Universidad, que hoy en día está con muchas carencias”.

Comentó que la Facultad donde ha brindado sus servicios por 25 años es una entidad pequeña, sin embargo sus integrantes desarrollan mucho trabajo académico, desde la docencia hasta la investigación.

Ahí, dijo, diariamente se forman alrededor de 600 alumnos, “no tenemos edificio propio, pero con eso demostramos que si se tiene pasión por la docencia se pueden hacer muchas cosas”.

Al hablar de su trayectoria, la universitaria compartió que el primer reconocimiento que obtuvo, fue la Medalla “Emilio Barreda”, otorgada en 1989 por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), institución de la que es egresada con estudios de licenciatura y posgrado en Biología y donde además impartió clases.

Actualmente es miembro del Sistema Nacional de Investigadores y cuenta con perfil del Programa para el Desarrollo Profesional Docente.

Además, Ida Soto es integrante fundador del Cuerpo Académico (CA) Genómica y Salud, dentro del cual desarrolla la Línea de Generación y Aplicación del Conocimiento “Efecto de los óxidos de colesterol en alimentos procesados mexicanos sobre enfermedades crónico degenerativas, utilizando un modelo animal para su estudio”.

Ha efectuado diversas publicaciones de libros y artículos, destaca su participación en foros, seminarios, congresos, donde ha sido reconocida su labor académica y científica.

La condecorada también expresó su orgullo por ser nieta de Carlos Rodríguez Mendoza, fundador de la Facultad de Medicina de la UV, e hija de Consuelo Rodríguez Prampolini, quien fuera una reconocida pianista y directora de la Escuela Nacional de Música de la UNAM.