El Barzón de Resistencia Civil alertó del riesgo del “trashing”, consistente en el robo de información y de datos personales extraída de la basura del propio titular.

La Coordinadora General de El Barzón de Resistencia Civil, María Teresa Carbajal Vázquez, advirtió que los tarjetahabientes suelen deshacerse de las copias de sus identificaciones personales, estados de cuenta, contratos, vouchers o comprobantes de pago, facturas, recibos de nómina, actas de nacimiento, escritos de aclaraciones, correspondencia de tiendas departamentales y correspondencia privada sin antes destruirlos.

Alertó que con esta práctica, los delincuentes no requieren engañar a los usuarios de servicios financieros para obtener información privada, y estos a su vez no son cautelosos en el uso de su documentación y tiran su seguridad a la basura.

“A través de revisar la basura de una persona pueden obtenerse datos exactos de su vida y hábitos financieros” añadió; a lo que hizo el exhorto que antes de tirar a la basura copias de documentos importantes, las personas deben destruirlos para evitar compartir información como contraseñas, domicilios, estados financieros o saldos.

“Otro caso típico de descuido de nuestra parte es cuando los estados de cuenta que deben de llegar a nuestro domicilio, no llegan o llegan al buzón de un vecino equivocado y no tomamos acciones para remediarlo” finalizó.

AVC Noticias