El mal manejo de 504 millones 914 mil 218 pesos de los Fideicomiso de los Fondos Metropolitanos de Acayucan, Coatzacoalcos, Veracruz y Xalapa derivó en la décima denuncia penal que presentó el Órgano de Fiscalización Superior (Orfis).

La querella se presentó ante la Coordinación de Fiscales Especializados en Delitos Relacionados con Hechos de Corrupción y Cometidos por Servidores Públicos, contra de quien o quienes resulten responsable por causar daño patrimonial al erario estatal en el ejercicio fiscal 2015.

La referida denuncia se relaciona con el procedimiento de fiscalización superior realizado a la Cuenta Pública Consolidada del ejercicio 2015, con respecto a los Fideicomiso de los Fondos Metropolitanos de Acayucan, Coatzacoalcos, Veracruz y Xalapa.

En la revisión se detectó que la Sefiplan no ministró a las cuentas específicas de los Fideicomisos de los citados Fondos Metropolitanos, los recursos correspondientes al ejercicio 2015, así como de ejercicios anteriores.

El presunto daño patrimonial es por 504 millones 914 mil pesos más los rendimientos financieros generados desde su recepción en las cuentas bancarias.

En la fase de solventación no presentaron pruebas de que el recurso estuviera depositado en una cuenta bancaria o entregado a los Fideicomisos a los que estaba destinado este recurso; por lo tanto, no existe evidencia documental suficiente y comprobatoria que demuestre que el recurso que transfirió la Federación al Gobierno del Estado de Veracruz recepcionado por la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan), haya sido depositado en una cuenta específica y transferido a los Fideicomisos de las Zonas Metropolitanas.

Cabe recordar que a la fecha el Orfis ha presentado 9 denuncias penales por un monto de 11 mil 220 millones 391 mil 657 pesos, a lo que se suman los 504 millones de pesos de los fideicomisos.

 

 

 

 

 

 

 

Isabel Ortega